sábado, 11 de julio de 2009

Para ser felices

Lo que determina la felicidad o la infelicidad depende de nuestros estados internos, de nuestro diálogo interior, de la interacción con nuestro entorno, de los pensamientos que instalamos en nuestra mente. Sólo nosotros podemos estar en nuestra mente y así elegimos como pensar y actuar.

Tal Ben Shadar (profesor, filósofo y sociólogo israelita) define en su libro “Ganar felicidad” a la felicidad como la experiencia global de placer y significado. “Una persona feliz disfruta de emociones positivas y percibe que su vida tiene sentido. Para disfrutar de la felicidad duradera debemos disfrutar el trayecto hacia un destino valioso. La felicidad no consiste en llegar a la cima de la montaña, ni tampoco ascender sin rumbo fijo hacia ella, la felicidad es la experiencia de llegar hacia la cumbre”.

El autor propone seis tips para lograr la felicidad:

  • Darse permiso para ser humanos: no rechazar las emociones, aceptarlas sean positivas o negativas.
  • La felicidad reside en la interacción entre el placer y el significado: todo lo que hacemos debe ser placentero pero también significativo.
  • Tener presente que la felicidad depende de nuestro estado mental, no de nuestro status social o cuenta bancaria: depende de nosotros ver el vaso medio lleno o medio vacío.
  • Simplificar: no ocuparnos en demasía, es mejor elegir con inteligencia qué es lo que en verdad queremos.
  • Recordar siempre la conexión entre cuerpo y mente: el ejercicio regular, el buen sueño, y la alimentación equilibrada favorece tanto la salud física como la mental.
  • Expresar gratitud siempre que sea posible, aprender a saborear las pequeñas cosas de la vida ya sea en los demás, en la naturaleza o en la comida.

Ahora piensa: Tienes la oportunidad de vivir la vida con intensidad, con amor y confianza. Permítete ser feliz dejando que fluya lo mejor de tu interior.

La felicidad reside en disfrutar lo que se tiene, aún las pequeñas cosas cotidianas, y no en poseer mucho.

La sabiduría popular afirma que no es más feliz el que más posee, sino el que valora lo que tiene y sabe disfrutarlo y compartirlo.

En la sociedad actual terminamos acostumbrándonos a lo que poseemos y por esa razón tendemos a no valorarlo.

Un estudio de la revista Psychological Sciencie señala que para ser feliz es importante que tengamos bajo control el deseo por las cosas que aún no tenemos o hemos logrado, para evitar los sentimientos de frustración.

La autoestima es imprescindible y esencial para lograr sentirnos felices, soñar, estar motivados, ser optimistas para el logro de nuestras metas, sin dejar de disfrutar el aquí y ahora.

LA FELICIDAD NO ESTÁ AFUERA, ESTÁ EN MUESTRA MENTE.

¡Que seas muy feliz!

1 comentario:

Diego 0p dijo...

Grandiosa la frase con que conclyes tu post "La felicidad no está afuera, está en nuestra mente". Que increible que la mayoria de las personas no nos demos cuenta de esto cuando es algo tan simple. Saludos